Robo de dominios (primera parte)
Esta web usa cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas entendemos que das tu consentimiento. Leer más.

Un día despiertas y compruebas que tus dominios se han esfumado, que tus webs han desaparecido, has sufrido un robo. Llamas al Agente Registrador y te dice que no puede hacer nada, que te busques la vida… Dicho en corto: es tu mayor pesadilla !

Desde luego, son más habituales los robos de dominios de lo que realmente se cree, y en consecuencia, también lo son las ventas y extorsiones que se suceden tras ellos. A esto se suma que es difícil manifestar públicamente una usurpación de dominio, sobre todo si se es una empresa o negocio de reputación que podría ver gravemente repercutida su imagen si reconoce manifiestamente que le han robado, en definitiva, que le han levantado esa su imagen corporativa en la Red. Siendo así la situación, los ladrones de dominios lo saben, y por supuesto,  juegan con ello.

Uĺtimamente, se han sucedido varios robos de dominios hechos públicos…

Arnold Jones, dueño del dominio DVDmovies.com, un día despertó de sus sueños para dar en el mundo real con la peor de sus pesadillas: alguien había trasladado su dominio a otro agente registrador sin su consentimiento. Para efectuar el latrocinio, el ladrón solo tuvo que mandar un fax con un carné de conducir falsificado de Florida desde la otra punta de los EEUU, concretamente desde California.

Teniendo en cuenta que el Agente Registrador de Arnold Jones no comprobó los datos ni por mail, ni por teléfono, el dominio pasó a esas otras manos ajenas fácilmente.

En cualquier caso, a pesar de que Arnold Jones exigió información de quien había robado el dominio, el Agente Registrador se negó a dársela por no tener una orden judicial para ello.

Otro reciente caso en la India es el de Darshin Shah y su padre Dipak Shah, Darshin había trabajado como técnico freelance de soporte y mantenimiento para Agrawal, una vez fuera de la empresa, no le resultó difícil cambiar el propietario de los siguientes dominios: ahmedabad.com, talash.com , talashinfosoft.com, evyapar.com, y allindiagift.com.

Más tarde, Darshin cambió al propietario del dominio en favor de William Stanley a través de un Agente Registrador de París y le pidió dinero a Agrawal a cambio de devolverle el control sobre esos dominios.

De acuerdo con las normas de la ICANN no se puede cambiar el propietario de un dominio o de agente sin conocimiento y aprobación del dueño legítimo, pero una vez sorteado eso y robado con habilidad un dominio, es el legítimo propietario el que se encuentra completamente aturdido y en situación de indefensión atrapado en la normativa. Normalmente, el usurpador cambia de agente para dificultar el proceso de recuperación, y por otro lado, también  puede llegar ponerlo a la venta, complicando todo aún más.

Han dejado 4 comentarios...

Avatar

hostxxi

30 de noviembre de 2006 at 11:42

No sabia que podian pasar estas cosas.

Y si se tiene el dominio bloqueado puede pasar esto??

Saludos

Avatar

RamiroRafart.com

30 de noviembre de 2006 at 12:12

ladrones los hay en todos los lados

Avatar

Óscar

30 de noviembre de 2006 at 13:52

Creo que el robo más sonado fue el de Sex.com (allá por la época en que los .com eran gratuitos).

Avatar

Florent

1 de diciembre de 2006 at 11:18

La mejor forma de evitar esto es trabajar con un registrador que te conozca y puedas hablar con él fácilmente, y tienes más seguridad si está en España.

¿Quieres dejar tu comentario?