Primer Datacenter submarino
Esta web usa cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas entendemos que das tu consentimiento. Leer más.

Primer datacenter submarino

Microsoft ha colocado un Datacenter experimental sumergido cerca de las islas escocesas de Orkney para probar la refrigeración natural del mar y ahorrar energía. 

El Proyecto Natick es a largo plazo y tiene como objeto el desarrollo de Datacenters modulares y sostenibles que operen sumergidos. Más de la mitad del mundo vive a menos de 120 millas del mar. Estos módulos sumergidos cerca de las costas podrían aprovecharse de la cercanía de las comunidades costeras.

Este primer Datacenter tiene 12 racks con 864 servidores y un sistema de refrigeración que aprovecha su ubicación.

Durante un año se va a medir su rendimiento analizando en detalle el consumo de energía y los niveles de humedad y ruido.

¿Quieres dejar tu comentario?